General considerations

La gran mayoría de las fracturas A1.1 (fracturas no desplazadas de la tuberosidad mayor) pueden tratarse conservadoramente. La fijación “in situ” puede estar justificada si se sospecha un alto riesgo de desplazamiento secundario.